top of page

La Asociación El Toro de Madrid saca a la luz la lista negra de la temporada venteña 2022

En el lado positivo destacan las ganaderías de Los Maños, José Escolar, Toros de Brazuelas y Victorino Martín

Suerte de varas en la plaza de toros de Las Ventas | JUAN PEDRO CANO

Un año más, la Asociación El Toro de Madrid presenta su tradicional Lista Negra de ganaderías. Un juicio y valoración sobre los hierros que han lidiado en la plaza de toros de Las Ventas desde su criterio.


Este es el comunicado de la asociación:

Aquí está, después del parón de la pandemia de 2020 y la anómala temporada taurina de 2021, regresa la Lista Negra de ganaderías —y también la Blanca— de la Asociación El Toro de Madrid. Relación que algunos esperan con ganas por considerarla un emblema de justicia para con lo sucedido en la plaza durante la temporada, y que otros repudian por todo lo contrario. Como sabéis, lo que pedimos es que se atienda a los méritos demostrados por las ganaderías en el ruedo de Las Ventas. Es decir, que las que están señaladas en la Lista Negra sean apartadas y metidas en la nevera durante un tiempo (dos años de ostracismo según la normativa interna de nuestra Lista Negra), y las que están en la Lista Blanca vuelvan a ser anunciadas salvo causa de fuerza mayor.


Nos podemos equivocar, por supuesto, pero el resultado de este listado es fruto de un análisis meditado. Razonamos nuestras opiniones, utilizamos los comentarios de nuestros cronistas, incluso pulsamos la opinión de personas ajenas a nuestra Asociación, si bien la última palabra la tiene nuestra Junta Directiva. Ponderamos especialmente la fuerza y el poderío de las reses, cualidad que deber ser ínsita en el toro de lidia, la presentación y el trapío, el tercio de varas, y la casta, entendiendo por esta la cualidad de embestir y si es con fiereza y con complicaciones mejor que mejor.


Tenemos un apartado llamado “toque de atención” para las ganaderías que están a las puertas de entrar en la Lista Negra y se salvan por muy poco. Aparte, hay hierros que simplemente no se mencionan por haber dado un resultado mediano, ni bueno ni malo, ganaderías que no merecen ser reprobadas ni ensalzadas. Y dejamos sin citar las que lidian algún ejemplar de sobrero o las que remiendan una corrida porque un ejemplar o dos no es suficiente como para extraer conclusiones meditadas.


Las que han lidiado la temporada 2022, no están en la Lista Negra y han quedado sin mención son las siguientes: HNOS. SÁNCHEZ HERRERO, LA QUINTA, MONTEALTO, VILLAMARTA y PALHA.

VICTORIANO DEL RÍO también queda sin mención y esto es debido principalmente a la bravura de Duplicado, si no es por este magnífico ejemplar probablemente la hubiéramos puesto en “toque de atención”, y es que las tres corridas que lidiaron no estuvieron a la altura, unas veces por mansedumbre, otra por escasez de trapío o de fuerzas, aunque apareciera el toro que se presta en la muleta lo que sumado al público de los días de figuras propiciara salidas por la puerta grande, como decimos, si valoramos pormenorizadamente no dieron el nivel que se espera.


Una vez más hay que insistir en el abuso que se viene produciendo con la ganadería de FUENTE YMBRO, que no podemos incluir en ninguna de nuestras listas ya que, con la infinidad de tardes que ha lidiado, como es lógico ha habido de todo. Este año la palabra abuso se queda corta pues lo de Fuente Ymbro, con nueve comparecencias entre utreros y cuatreños, ha alcanzado cotas de hartazgo para el aficionado. Empezó a lo grande con la excelente novillada del 23 de mayo en la que el ganadero dio una vuelta al ruedo de reconocimiento (un poco por su cuenta, todo hay que decirlo), luego los resultados se han ido torciendo y ha tenido buenas, regulares y tardes malas, como la nefasta corrida del 15 de agosto. Con dos novilladas y dos corridas de toros al año nos parece más que suficiente, superar esa cifra es una falta de respeto para muchos ganaderos que trabajan duro o tienen sus vacadas en buen momento y no se ven anunciados en Madrid.


Aprovechamos esta introducción para comentar algunos aspectos relacionados con la gestión empresarial de este año en cuanto al apartado ganadero: Nos faltaron hierros toristas y diversidad de encastes en la Feria de San Isidro, otro punto muy negativo es que la presentación escaseó muchas tardes. Por otra parte y al igual que otros años, la originalidad, la imaginación y la preparación de las ganaderías de la segunda parte de la temporada, ciclo torista de septiembre y Feria de Otoño, creemos que no dio la talla. Las corridas concurso, tanto la novillada como la de toros, no tuvieron la esmerada elección de reses que estos festejos requieren, ganaderías que lidian habitualmente y que ya tienen su espacio durante la temporada deberían dejar paso a otras que no solemos ver en Las Ventas.


En el apartado positivo hay que citar la recuperación de la Venta del Batán como lugar de exposición de los toros a lidiar en la plaza, con algunas deficiencias en su planteamiento que debatiremos en otro momento y en otros espacios.


Hay que denunciar un tema muy importante: Con todo el recorrido histórico que atesoran los toros en Madrid la limpieza e integridad de astas sigue siendo una lucha candente y más actual que nunca. El imparable avance de las fundas que ahora utilizan casi la totalidad de las ganaderías conlleva una manipulación per se, derivado de esto y por lo que hemos visto a lo largo de la temporada, se está produciendo un arreglo de pitones de acuerdo con la categoría de la plaza donde se lidia, a veces con tendencia a afilar y, la mayor parte de las veces, enfocado a redondear, esto es, las intituladas y archiconocidas bolitas. En este sentido la plaza de Madrid debe ser ejemplar, haciendo de muro de contención contra esta práctica indeseable y espuria, pero de momento, no lo es. Los análisis de astas son prácticamente nulos y los toros con sospechas de manipulación cada vez salen con más frecuencia; los aficionados debemos unirnos y luchar juntos en esta causa, Madrid debe ser ejemplo de integridad. Por nuestra parte seguiremos haciendo lo que esté en nuestra mano para atajar la lacra de la manipulación de astas.


Al final dejamos una serie de propuestas ganaderas haciendo hincapié, como siempre, en la importancia de variedad de procedencias y, por tanto, variedad de comportamientos, dando así mayor dinamismo al espectáculo y colaborando con ello en la preservación de un patrimonio único del que todos los que formamos parte de la tauromaquia estamos obligados a mantener, nada más y nada menos que el toro de lidia.


Nos dirigimos a la empresa, pero también al Centro de Asuntos Taurinos de la Comunidad de Madrid que tiene entre sus fines cuidar y fomentar la Fiesta de los Toros en nuestra región, especialmente en la plaza de toros de Las Ventas.


Ganaderías nuevas en la Lista Negra por su mal resultado en Madrid en 2022

MARÍA CASCÓN. Una novillada inaceptable en presentación y juego en la que tuvieron que lidiarse dos sobreros. Todo el encierro fue manso, espantadizo y muchos de ellos a la defensiva por falta de fuerzas. Teníamos otro recuerdo de esta esta ganadería pero esto es lo que hay, no merece volver. La tarde que echaron fue realmente mala.

EL MONTECILLO. Corrida de toros muy floja que se apagó en un santiamén y, sobre todo, sin casta. En el caballo mansearon y en el segundo puyazo salían huyendo, buscando la dehesa, comenta nuestro cronista de esa tarde, Pepeíllo. Tras lo vivido el pasado 17 de abril su inclusión en la relación de las ganaderías non grata es clara.

MONTALVO. Lidió la primera de San Isidro. Salieron dos ejemplares buenos, tercero y sexto, no obstante si valoramos la totalidad de lo que se vio hubo varios toros mal presentados, descastados, y otros inválidos que no se devolvieron, sumado a una tónica de mansedumbre general. Pensamos que esos dos toros aprovechables no pueden salvar una tarde de claro suspenso en el aspecto ganadero, no se han ganado el regreso.

JANDILLA. Una corrida muy baja de casta, sosos, aplomados, y todo ello haciendo el simulacro en varas. Quitando un toro, el tercero, lo demás rayó a un nivel paupérrimo. Si esto es lo que Jandilla embarca para Madrid y lo que nos puede ofrecer, mal asunto, que no vuelva.

EL PARRALEJO. Podríamos salvarla de la quema por ese buen toro de nombre Majadero, no lo hemos hecho porque el resto fue muy malo, estuvo claramente mal presentado y además fue floja y no queremos ver corridas de toros así. El ganadero no cumplió el mínimo exigible, esto es, presentar una corrida acorde al trapío que exige la plaza.

CONDE DE MAYALDE. Prácticamente toda la novillada tuvo la nota característica de la escasez de fuerzas o, directamente, la invalidez. Si no se devolvió algún novillo fue por la obstinación de la presidencia. Por mucha nobleza que saquen en el último tercio así no nos valen, al rincón de pensar.

ARAÚZ DE ROBLES. Otra corrida escasa de trapío y floja con solo un animal destacado, el cuarto del festejo que resultó encastado en la muleta, el resto ofreció muy poco. Un nivel general tan pobre hace que tengamos que incluir este hierro esperado por los aficionados en el listado del ostracismo.

PEDRAZA DE YELTES. Hubo un toro bravo y serio llamado Huracán y otro que destacó positivamente, Brigadier. El resto rayó a un nivel muy escaso y, sobre todo, dos ejemplares pésimamente presentados, primero y segundo, y otro muy dispar del tipo de esta casa, el cuarto, que parecía de otra ganadería. Hemos tenido dudas debido a ese gran toro que comentamos, pero si tenemos en cuenta nuestro criterio, debido a lo que pasó con las hechuras de la corrida y más teniendo en cuenta que Pedraza tiene un tipo de animal que da trapío de sobra para Madrid, nos vemos obligados a incluirla en este listado.

GARCIGRANDE. Por esas cosas de los taurinos de ahora esta, según ellos, es la corrida de la Feria de San Isidro. Para los aficionados de esta Asociación está claro que no, fue una corrida en la que la suerte de varas fue una auténtica farsa, en la que los astados apenas recibieron un solo puyazo, con un fondo de mansedumbre muy acusado y una nobleza bobalicona que no planteó complicaciones a los espadas. Lidiaron uno sin fuerzas, el segundo. No toleramos las corridas que no se pican, el Reglamento ha de ser el mismo para todos.

TORREALTA. Muchos años habían pasado desde que esta ganadería no se anunciaba para lidiar seis toros y no fueron capaces de preparar un conjunto intachable, por lo que tuvo que ser remendada con dos reses de Hnos. García Jiménez. Aun así, corrida con poquita lámina de la que solo se puede salvar el que se jugó en cuarto lugar. Insistimos, el primer deber del ganadero es presentar sus toros de manera intachable conforme a las exigencias de la plaza.

VALDEFRESNO. Silencio, pitos, silencio, silencio, pitos, silencio. De esta manera se despidió a los toros de Valdefresno así que ya nos dirán qué hacemos. Otra vez haciendo gala de una mansedumbre y un descaste apabullante. O cambian completamente el viraje de la ganadería o el futuro es muy negro, porque esto no es cosa de un día, llevamos muchas así.

JUAN PEDRO DOMECQ. Hace varios años que tocó fondo y ahí sigue sumida. Los taurinos, como si nada, la siguen anunciando en todas las ferias con el consiguiente petardo allí donde lidia. La de Madrid del 26 de mayo reflejó una vez más la podredumbre actual de esta vacada; otro ejemplar, en la encerrona de Ureña, tuvo que ser devuelto por inválido. Hasta que se recupere y lo demuestre en otras plazas de menor calado creemos que el solo hecho de anunciarla en Madrid es una falta de respeto al público y a los aficionados.

LUIS ALGARRA. Si queremos mantener el mismo criterio para todas no queda otra que mandar a Luis Algarra a la Lista Negra. Dos toros temperamentales en la muleta, sí, pero simulándose la suerte de varas y eso no nos vale. El resto, o mal presentados o descastados. Apetecía porque llevaba tiempo sin venir, sin embargo, no hizo los deberes. Una de tres: sin picar, sin fondo de casta o mal presentados; eso es lo que vimos.

SAMUEL FLORES. Como ha sucedido otras veces esta fue otra ocasión en la que las esperanzas del aficionado por ver una buena corrida de este histórico hierro se fueron al traste. Poco o nada se puede destacar de una corrida de toros ayuna de casta, con una atonía manifiesta como cualidad principal. A seguir trabajando.

ALCURRUCÉN. Una cosa es que sean fríos o abantos de salida y otra es la declarada mansedumbre que exhiben los toros de Alcurrucén en el tercio de varas desde hace tiempo. Preferimos la selección en bravo y no en manso con movilidad. Solo dos toros tuvieron cierta alegría en la muleta, mostrando un trapío insuficiente toda la corrida. Si hubiera justicia la empresa buscaría otras alternativas dentro del encaste Núñez.

EL PUERTO DE SAN LORENZO. Un clásico de la Lista Negra antes de la pandemia que vuelve por sus fueros echando una corrida inválida y descastadísima en San Isidro a excepción de Lirón, lidiado en sexto lugar. Volvieron el otoño y, aunque la corrida estuvo bien presentada y mejoró la de San Isidro (eso era fácil), solo se puede salvar un astado, el tercero de la tarde, lo demás otra vez muy bajo de casta y de fuerzas.

JOSÉ ENRIQUE FRAILE DE VALDEFRESNO. Un toro devuelto por inválido, sosos y descastados en general, y mansos todos en el caballo. Hubo dos toros con chispa en la muleta, el segundo de la tarde llamado Cigarro, muy bueno, y el quinto. Ha estado a punto de quedarse en toque de atención, pero creemos que una valoración en conjunto no hace méritos suficientes para excluirla.

VISTALEGRE. Fue su presentación en Las Ventas (ganado con procedencia El Torero y Fuente Ymbro) y los cinco novillos lidiados fueron silenciados en el arrastre, uno devuelto porque se partió un pitón y otro inválido que el presidente no quiso devolver. Una ganadería que sumamos al montón de las que no nos dicen nada. No dejó ninguna gana de volver a verla.

AURELIO HERNANDO. Lidió una novillada en el mes de julio que dejó malísimas sensaciones por presentación, falta de fuerzas y falta de casta. Propiciaron un auténtico tostonazo de tarde. Poco se puede salvar, así que entra en esta relación de indeseables con todo merecimiento y sin ninguna discusión.

RIBERA DE CAMPOCERRADO. Otra ganadería que tomaba antigüedad en Madrid, al parecer con simiente de Garcigrande. Nuestra socia y secretaria Esther Arribas definía la novillada de esta manera: Desigual de presentación, destacando por encima los dos primeros. Animales muy variados de capa. De comportamiento deslucido, justos de fuerzas, descastados, sin transmisión, sin raza y sin entrega. Daban pena. Se devolvió el quinto por inválido y en su lugar salió un sobrero de Chamaco que a la postre sería el más interesante del deslucido espectáculo. Nada más que añadir.

SALTILLO. En el desafío de abril se devolvió un toro por inválido y, quitando a Sandiero I, que nos gustó mucho en varas y fue duro en la muleta, el resto dejó malas sensaciones. Para el día de San Fermín se anunció una novillada, resultando que finalmente solo consiguieron lidiar tres animales, de los cuales dos resultaron malos por flojos y mansos. Volvió para los desafíos toristas de septiembre con tres toros, uno de ellos devuelto por inválido, otro se quedó muerto en vida en la muleta y uno más que también fue un inválido. Juego nefasto el de Saltillo en Las Ventas en 2022.

HOYO DE LA GITANA. Vino con tres toros en septiembre. El primero de la tarde que era serio fue devuelto por falta de fuerzas; el tercero era impresentable para Madrid y no tuvo fuelle alguno; y el que toreó Robleño quedó aplomado, siendo todo el mérito de la faena del espada. En consecuencia, un juego muy pobre para una divisa de la que esperamos mucho más.

VALDELLÁN. Novillada que debería haber sido rechazada y que nunca debió lidiarse, se aprobaron cuatro con benevolencia pero en la plaza vimos que dos de ellos no llegaban al mínimo admisible. El comportamiento no tuvo ni por asomo la casta a la que nos tiene acostumbrados esta ganadería. Una novillada nefasta que le hace perder parte del crédito que se había ganado los últimos años.


Toque de atención

EL CORTIJILLO. Exigimos mucho más a estos ganaderos. Aunque fue una corrida bien presentada la mansedumbre estuvo en todo momento presente sin llegar a los extremos de otras ocasiones. Algunos embistieron con carácter en la muleta y presentaron complicaciones, lo que le salva de entrar directamente en la Lista Negra.

LOS CHOSPES. Íbamos a incluirla en la Lista Blanca debido a la buena tónica general que mostró en la muleta la novillada que inició la temporada. Pero debido a lo que sucedió en el festejo del 19 de junio en el que otra vez falló la seriedad de los animales, tuvo que ser remandada, y de cuyos cuatro utreros solamente uno embistió con chispa y no se desfondó y se diluyó en la sosería y el descaste, nos hace decantarnos por dejarla en toque de atención, quedando muy atentos a los que suceda en sus próximas comparecencias.

TOROS DE EL TORERO. Corrida muy seria y de mucho cuajo, cosa que valoramos; áspera, con cierto genio y que no terminó de romper a embestir. Esperábamos muchos más, se queda a las puertas de entrar en el listado de no deseadas o bien de salir de la zona de peligro. Veremos.

EL PILAR. La corrida de mayo fue de nota y dejo buenísimas sensaciones por viveza, casta y alegría, destacando el toro Bastardero, que probablemente estaría entre los diez más bravos de la temporada. La mataron tres toreros humildes, sin embargo, en la Feria de Otoño con un cartel de toreros artistas la corrida fue un petardo absoluto. De esas tardes que los aficionados salen echando pestes, con todo un abanico de animales sin trapío y vacíos por dentro. La corrida de San Isidro la salva de entrar en la Lista Negra y, en vista de lo sucedido, mucho mejor que se anuncien toreros modestos con este hierro.

ADOLFO MARTÍN. Hay al menos un par de toros que nos gustaron en cada uno de los dos festejos que ha lidiado este año, por ejemplo el cuarto y el quinto de la corrida del 4 de junio, que desarrollaron sentido y peligrosidad. Sin embargo, si miramos lo que hicieron el resto de los cornúpetas lidiados la cosa se viene muy abajo, principalmente por una acusada falta de casta y de bravura en el tercio de varas. Se salva por muy poco y si no mejora en 2023 irá a la Lista Negra.


Lista blanca

LOS MAÑOS. Dejó buen sabor de boca porque entre la novillada y los tres toros que vimos en el desafío embistieron muchos animales, especialmente en la novillada donde hasta cuatro ejemplares fueron muy aplaudidos en el arrastre, pero ojo, como dice nuestra querida Rosa en la reseña de la novillada: “faltándoles algo de ese picante que nos gusta a los aficionados”.

JOSÉ ESCOLAR. Una señora corrida de toros, José Escolar volvió a congratular a los aficionados con un encierro que mostró, ante todo, casta. Unos mansearon más y otros menos, unos embistieron mejor y otros peor, unos fueron listos y otros manejables… por encima de todas estas circunstancias, el Toro por bandera. Corrida de buen trapío, muy castigada en varas y con toros con mucha sustancia, en malo o en bueno, pero siempre para llenar la plaza de emociones. La queremos volver a ver en 2023. El borrón fue en septiembre con dos toros que no tenían hechuras para Madrid en el desafío, aunque hubo uno boyante y de buen juego, Camionero. En la concurso se desquitó y echó un señor toro, un torazo, que metió mucho miedo a las cuadrillas y se lo cargaron durante la lidia.

TOROS DE BRAZUELAS. Hasta tres novillos tuvieron esa chispa de casta que llega al tendido. Se presentó en Madrid y tomó antigüedad con una novillada de pelaje variado y de buen juego en líneas generales. El que echó en la novillada concurso no tuvo ninguna historia. Esperamos el regreso de este incipiente hierro.

VICTORINO MARTÍN. Lo explica perfectamente nuestro socio Christian Martín: No es que la corrida lidiada por Victorino el festejo de la prensa haya sido memorable, pero sí entra, por fin, en los estándares exigibles a su hierro. Y esto es, corrida bien presentada y variada de comportamiento sin que la bobería hiciera acto de presencia, desde el sosote andarín hasta el bronco encastado pasando por el humillador con clase; el pero, corrida discreta en varas. De aquí para arriba, Victorino.


Además de la Lista Blanca de ganaderías mencionamos aquí algunos ejemplares (perdonen, seguro que alguno se nos escapa) que han destacado por su bravura o comportamiento encastado a lo largo de la temporada 2022, son estos: Duplicado, de Victoriano del Río, lidiado el 10 de abril y premiado con la vuelta al ruedo; Romano, de Pallarés, también el 10 de abril, dio la cornada y el revolcón a Emilio de Justo pero buen toro en conjunto; Matón, de Los Maños, día 24 de abril, toro muy bueno en la muleta, boyante, aunque poco picado; Sandiero I, de Saltillo, 24 de abril, buena pelea en varas, duro y avieso por el pitón izquierdo; Bastardero, de El Pilar, 10 de mayo, apretó en varas con los riñones; Majadero, de El Parralejo, 15 de mayo, empujó en varas y embistió con humillación; Huracán, de Pedraza de Yeltes, 18 de mayo, gran pelea en las dos varas y embistiendo como un tren en la muleta; Embriagado, novillo de Fuente Ymbro muy bravo, 23 de mayo, vuelta al ruedo; Bolsisto, de Victorino Martín, 5 de junio, en varas le falta pero encastado el resto de la lidia; Arbolario y Palomito, de José Escolar, 31 de mayo, muy encastados; Camarito y Sardinero, de Palha, 11 de septiembre, encastados; Brasero, de La Palmosilla, corrida concurso, 25 de septiembre, cumple en los primeros tercios, muy encastado en la muleta.


Entendemos que las ganaderías de nuestra Lista Blanca (LOS MAÑOS, JOSÉ ESCOLAR, TOROS DE BRAZUELAS Y VICTORINO MARTÍN) deben ser contratadas de forma inexcusable para la nueva temporada. Pedimos que la empresa tenga en cuenta a las ganaderías que se encuentran en buen momento de casta y sean anunciadas en Madrid. Asimismo, queremos variedad de encastes durante todo el año, también en la Feria de San Isidro.


A riesgo de olvidarnos alguna de interés, dejamos un listado de propuestas y demandas ganaderas. Ahí va:

Añoramos el regreso de hierros tan acreditados como los de TORRESTRELLA y CEBADA GAGO. También se echa en falta a BAÑUELOS, ganadería que inexplicablemente no hemos vuelto a ver después de la gran corrida de toros que lidió en 2016.

LA PALMOSILLA merece lidiar después del toro que echó en la corrida concurso. PALLARÉS solo lidió un toro y venía dando buenos resultados. Ganaderías que destacaron los años anteriores a la pandemia y no hemos vuelto a ver: GUADAJIRA y JUAN ANTONIO RUIZ ROMÁN.

Queremos hierros portugueses, donde predominan casas de gran tradición, de variadas y apetecibles castas, por ejemplo: VEIGA TEIXEIRA, ASSUNSAO COIMBRA, VALE DO SORRAIA, CUNHAL PATRICIO, CANAS VIGOUROUX, JOSÉ LUIS VASCONCELLOS o MURTEIRA GRAVE.

Otras ganaderías de procedencia Núñez, ya que parece que solo existe Alcurrucén y los hierros de esta casa, ahí están, por ejemplo, CARRIQUIRI, NAVALROSAL, GONZÁLEZ SÁNCHEZ-DALP, CARLOS NÚÑEZ, NAZARIO IBÁÑEZ, EL RETAMAR, etcétera.

Algunas que hace tiempo que no lidian y/o apetecen, o que nunca han venido, por ejemplo: GERARDO ORTEGA, VALVERDE, PEÑAJARA, SOBRAL (solo pudo lidiar un toro en la concurso), HUBERT YONNET, ANA ROMERO, BUENAVISTA, RASO DE PORTILLO, MONTEVIEJO, PEÑAS BLANCAS, GAVIRA, COUTO DE FORNILHOS, SANTA TERESA, PALOMA SÁNCHEZ RICO, REHUELGA, DOMÍNGUEZ CAMACHO, ADELAIDA RODRÍGUEZ, FLOR DE JARA, ISAÍAS Y TULIO VÁZQUEZ, LOS BAYONES, DOLORES AGUIRRE, ANA BOHÓRQUEZ, FERNANDO GUZMAN, JODAR Y RUCHENA, RAMÓN SÁNCHEZ RECIO, CONDESSA DE SOBRAL, ZABALLOS, ROCÍO DE LA CÁMARA, JUAN LUIS FRAILE (solo lidió un toro en la corrida concurso), ADOLFO RODRÍGUEZ MONTESINOS, CORTIJO DE LA SIERRA, etcétera.

Como vemos, hay muchas ganaderías para dar variedad a la temporada, sin tener por ello que repetir una y otra ver las que ocupan la Lista Negra, premiando al que no se lo merece y aburriendo y enfadando al aficionado, que intuye lo que va a pasar cuando eso sucede... El caso es querer hacer las cosas bien.